Si querés conocer más de seguridad, te invitamos a ver el vídeo difundido por la ASOBAN donde se evidencia un caso de fraude telefónico.


Conocé nuestros consejos de seguridad

  • Nunca envíes contraseñas, claves, PIN u otra información personal a través de correo electrónico, mensajes o redes sociales; nadie debería pedirte esta información, por lo tanto, nunca lo reveles.

  • Tené mucho cuidado al hacer clic en un enlace que te envían por correo electrónico o a través de redes sociales, puede tratarse de un enlace falso. En lugar de hacer clic en el enlace, escribe la dirección web (URL) directamente en el navegador o utiliza un marcador que hayas creado con anterioridad.

  • Introduce tus datos confidenciales solamente en webs seguras. Para asegurarte que se trata de la página web real a la que quieres ingresar, fíjate en la dirección web (URL) en la barra del navegador.

  • Revisa periódicamente tus cuentas. Los extractos mensuales y los mensajes de notificación de transacciones financieras son especialmente útiles para detectar transferencias o transacciones irregulares que no hayas realizado.


Lights
Nature
Fjords

Cuando utilices un Cajero Automático

  • No reveles tu PIN, éste es de uso exclusivo y personal.

  • Al introducir tu tarjeta en algún cajero automático, verifica que éste no posea algún tipo de elemento extraño en el lector de tarjeta, en el teclado o en el dispensador de efectivo.

  • Cubrí el teclado con la mano al momento de digitar tu PIN a modo de evitar que otras personas visualicen tu PIN.

  • No aceptes ayuda de extraños para utilizar el cajero automático.

  • Verificá tu dinero antes de retirarte del cajero automático ya que no se aceptan reclamos posteriores.

  • En caso de detectar cualquier anormalidad, personas, situaciones sospechosas u objetos extraños en el lector de tarjeta o teclado, favor comunicate al Centro de Atención a Clientes de Banco Río al 021 416 3000.

Cuando utilices tarjetas de débito y crédito

  • Guardá tu tarjeta en un lugar seguro.

  • No reveles tu PIN, éste es de uso exclusivo y personal. No lo anotes en ningún lugar y memorízalo.

  • Para tu PIN no asignes número de documento, número de teléfono, fechas de nacimiento o cualquier otro dato personal de fácil acceso.

Cuando utilices cheques

  • Nunca firmes las hojas de cheques en blanco.

  • Evitá girar cheques al portador.

  • No aceptes bolígrafos de extraños para completar un cheque. Presioná el bolígrafo al momento de escribir.

  • Completá el cheque sin dejar espacios o bien, cerrá cualquier espacio con una línea, así evitarás que puedan ser insertados textos o números adicionales. Escribí con números y letras de tamaño grande.

  • Completá la información en el talón y guardála en un lugar seguro, estos te permitirán verificar los movimientos.

  • Separá el cheque del talón antes de firmarlo, así evitas que el trazo de la firma quede marcado en la hoja de cheque que está abajo.

  • En caso de robo o extravío de tu chequera u hojas de cheque, realizá la denuncia en la comisaría más cercana y comunícate al Contact Center 416 3000 para realizar el bloqueo.

Cuando realices viajes

  • Informá anticipadamente al Banco, comunicándote al Contact Center 416 3000 o acercándote a alguna de nuestras sucursales, proveyendo información respecto a su viaje (fecha de salida, fecha de retorno, países y ciudades, e-mail y teléfonos para contacto).

  • No pierdas de vista tu tarjeta en los comercios donde realizas tus compras.

  • Conservá los comprobantes de tus compras para cualquier verificación posterior que debas realizar del extracto de tu tarjeta.

Cuando utilices tu celular

  • Si vas a utilizar la aplicación del Banco, utilizá el paquete de datos que tenés contratado con compañía de telefonía celular o conectáte a una red wifi segura. Nunca envíes información confidencial por medio de una red inalámbrica insegura o pública.

  • Descargá las aplicaciones solo de las tiendas oficiales, como App Store, Play Store, entre otros.

¿Cómo crear una contraseña segura?

  • Utiliza contraseñas que contengan como mínimo 8 caracteres.

  • Incluye en tus contraseñas símbolos especiales, mayúsculas, minúsculas e inclusive números.

  • Haz que difiera de contraseñas anteriores que ya hayas utilizado.

  • No utilices contraseñas poco seguras, por ejemplo "contrasena123"

  • No elijas contraseñas que sean fáciles de adivinar por:

  • - Personas que te conocen.

    - Personas que busquen información de fácil acceso (como tu perfil en redes sociales)

Conocé los tipos de fraude


Fjords

¿Qué es el vishing?

El vishing consiste en una llamada telefónica fraudulenta en la cual el atacante/estafador se hace pasar por un empleado del banco y finge haber detectado una actividad extraña en la cuenta del cliente. El objetivo es inferir miedo a la víctima para que esta proporcione información confidencial, como ser PIN de tarjeta de débito o crédito, clave de acceso a canales digitales y clave transaccional. Antes de realizar las llamadas, los estafadores buscan a fondo en internet, especialmente en redes sociales, información personal básica de las personas para utilizarla durante la llamada y conseguir que parezca legítima.

Recomendaciones a seguir ante llamadas recibidas:

  • Verificar el contexto de la llamada, si hemos realizado un contacto previo con el Banco y si estamos aguardando alguna información.

  • Estar alertas ante la información que nos solicitan. Banco Río ni ninguna otra Entidad te solicitará información confidencial como ser: número de cuenta, número de tarjeta de crédito o débito, PIN de tarjetas o clave de acceso a canales digitales (home banking), ya sea por teléfono o por cualquier otro medio.

  • Ante cualquier llamada sospechosa, finalízala y comunícate inmediatamente con el Banco.

Fjords

¿Qué es el phishing?

El phishing consiste en el robo de información personal y/o financiera por medio de correos electrónicos fraudulentos que direccionan al cliente a páginas ‘web’ falsas, las cuales poseen el mismo aspecto visual que la real. En esta, le solicitan al usuario que ingrese sus datos, mecanismo por el cual obtienen sus datos confidenciales como contraseñas de correo electrónico, contraseñas de redes sociales, contraseñas de Home Banking, PIN de la tarjeta de crédito, etc. Este tipo de robo de identidad se está haciendo cada vez más popular por la facilidad con que personas confiadas normalmente revelan información personal a los atacantes, incluyendo contraseñas y números de tarjetas de crédito. Una vez esta información es adquirida, los criminales pueden usar esos datos personales para ingresar a las cuentas de la víctima para utilizarlas, o incluso impedir a las víctimas acceder a sus propias cuentas.

¿Cómo prevenirlo?

  • Sé precavido ante los correos que aparentan ser de entidades bancarias con mensajes del tipo:

  • - Problemas de carácter técnico de la entidad.

    - Problemas de seguridad en la cuenta del usuario.

    - Recomendaciones de seguridad para evitar fraudes.

    - Cambios en la política de seguridad de la entidad.

    - Promoción de nuevos productos.

    - Vales de descuento, premios o regalos.

    - Inminente cese o desactivación del servicio.

  • Sospecha si hay errores gramaticales en el texto.

  • Si el mensaje te obliga a tomar una decisión en unas pocas horas, es mala señal. Verifica directamente si la urgencia es real o no con el banco a través de otros canales.

  • Revisa que el texto del enlace coincide con la dirección a la que apunta.

  • Las entidades bancarias utilizan dominios propios para las direcciones de email corporativas. Si recibes la comunicación desde un buzón de correo tipo @gmail.com o @hotmail.com, no es buena señal.

Fjords

¿Qué es el smishing?

El smishing es la estafa a través de SMS en la que delincuentes que aparentan provenir de fuentes fiables (como por ejemplo, tu banco), te envían un mensaje de texto solicitando que ingreses a un link o enlace. Así intentan obtener tus datos confidenciales para ser usados en algún tipo de fraude.

Los smishers confían en tu pronta reacción a un mensaje que podría parecer idéntico a uno de tu banco. Una táctica (que nos sirve de aviso) de un mensaje falso es implorar una respuesta inmediata, como «¡urgente!» o «¡conteste ya!» Cuanto menos lo pienses, por supuesto, mejor para los estafadores.

Por lo general, te envían una oferta demasiado atractiva o se hacen pasar por tu banco, y te piden actualizar tus datos en una página web fraudulenta. Luego, te piden completar una serie de formularios solicitando tus datos personales, incluidos los números de tu tarjeta de crédito y tus contraseñas.

Señales de alerta a las que debes estar atento:

  • Enviado desde un número desconocido.

  • Errores ortográficos y gramaticales.

  • Un enlace que promete un video, una oferta de compra o un sitio web.

Recomendaciones más usuales para evitar estos tipos de fraude

  • Ser precavido y fijarse en los detalles antes de brindar cualquier información personal o bancaria. No brindar información confidencial a través de llamadas telefónicas, correos electrónicos, sms o redes sociales.

  • Desconfiar de las llamadas que denotan cierto grado de urgencia del interlocutor en el pedido de información personal o que adviertan algún riesgo sobre el dinero.

  • Ser cautos con las llamadas que prometan ofertas tentadoras, premios y/o préstamos.

  • También es recomendable comunicarse con el número de la entidad que realiza el llamado o solicitar al interlocutor detalles para verificar la veracidad de la procedencia de la llamada.

  • No acceder a páginas web desde enlaces adjuntos en los mensajes.

  • No realizar transferencias   o agendar un contacto que no se conoce.

  • No compartir el pin de tarjetas o la contraseña del banco.

¿Qué hacer si has sido víctima de fraude?

Hiciste clic en el enlace o le diste tu información a la persona que llamó. Esto es lo que puedes hacer para reducir la posibilidad de verte afectado.

  • Notificá a tu banco. Bloqueá inmendiatamente tus productos (cuentas, tarjetas de débito o crédito) si crees que tus datos estuvieron expuestos. Revisá tus informes de crédito regularmente para identificar cualquier actividad sospechosa.

  • Cambia de inmediato las contraseñas y números de identificación personal (PIN) . Si usas la misma contraseña en varios sitios, se puede obtener acceso a estas cuentas de manera más rápida, basándose en un solo intento exitoso. Cambiá estas contraseñas inmediatamente después de enterarte de una filtración de datos. Elegí contraseñas fuertes y complejas que sean difíciles de adivinar para los delincuentes cibernéticos.